Nadie se queda atrás, ni la Loterial Nacional

No hace falta que os diga -y ya no mencionada en una entrada anterior– que los negocios han tenido que reinvertarse y abrir nuevas vías de negocio para poder aguantar el aguacero que nos está cayendo.

Como cualquier otro negocio, Loteria Nacional se ha puesto las pilas y está instalando máquinas expendedoras de billetes de loteria para poder llegar mejor y a más clientes.

Estas máquinas expendedoras cuentan con un software y una conexión a Internet, y facilitan el enlace entre el cliente y distintas empresas o plataformas que expenden los billetes de loteria. En el caso de las loterías, la máquina se comunica con la plataforma de una Administración de Loterías del Estado que es la que sella realmente el boleto. El cliente recibe un justificante de la jugada, y en caso de obtener premio, el dinero se le ingresa en su cuenta bancaria.


Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *